|
con el "nuevo siglo" ...
Buscar
O
cio y
espectáculos
   1900-1909
La familia Uliverri
Vista de Logroño desde la margen izquierda


Una familia de artistas
Los Uliverri logroñeses -padre e hijos- formaban una familia de artistas. Convivieron con la música en todas sus formas y con las manifestaciones artísticas de distinto género, aunque destacaron en el teatro. En Logroño permanecieron Don Juan, el padre; y Hermenegildo, mientras que Eulalia -o Benigna como se la conocía en la ciudad- y Severo terminaron centrándose en Madrid, y más concretamente, en la calle de Santa Brígida, trrabajando y siendo empresarios del Teatro Martin..

Don Juan Uliverri,
el patriarca familiar

Fue Don Juan un apasionado de la música de todo género. Trabajó como director de la orquesta del Teatro Principal de Logroño y organizó una Banda de Música paramunicipal que participó en los principales eventos socio-políticos y culturales de la época, descollando su presencia en los actos de "localización y primera piedra simbólica" del Monumento a Espartero en "El Espolón" (27 de febrero de 1872).

Hombre de su tiempo, fue el primero que mostró de manera práctica, en una función pública en el Teatro Principal, el "Fonógrafo". El aparato repitió "toques de cornetín" ante el asombro de los espectadores.

Juan Uliverri - Padre


Pero Don Juan Uliverri pasó a la Historia local, principalmente, porque fue el progenitor de una saga de artistas destacados de la época, tal como se comprueba en esta página.

Hermenegildo Uliverri,
Procurador

Único miembro de la familia Uliverri que trabaja primero en su tierra como Procurador de los Tribunales de Justicia para salir más tarde en busca del triunfo en el "arte". Mientras vive en Logroño participa activamente en los movimientos políticos de signo republicano perteneciendo a sus Juntas Directivas en los años de dominio de este Partido en la localidad y en las Cortes. Años puente entre ambos siglos (XIX y XX)

Pero donde destacó fue como "agitador cultural". Gran organizador, promueve y dinamiza "beneficios, orfeones y orquestas" en la ciudad; y crea composiciones musicales para piezas líricas auxiliado por letristas locales del momento como Cesáreo Sáenz Balmaseda o Zóximo Notario, entre otros, además de frecuentar otros géneros..

Hermenegildo Uliverri

Algunas de sus creaciones tienen estos titulos: "Adoración" (fantasía para piano); "Los grajos"· y "Cupido" (música para representaciones de género lírico). Son estrenadas en locales y teatros de la ciudad.

Su participación en la música se cierra en la capital del Reino, trabajando como violinista en la orquesta del "Teatro Variedades" de Madrid en la segunda década del siglo XX.

La primera década del siglo XX en La Rioja estuvo cargada de tragedias de todo tipo: la filoxera arrasa los viñedos; en 1903 muere su gran mecenas Práxedes Mateo Sagasta y en verano de este mismo año descarrila en Torremontalvo el tren correo con más de cuarenta muertes, ... Si faltaba algo, mueren: en 1904, el reportero estrella de "La Rioja" Fray Cirilo; y en 1907, uno de los cajistas más honrado de la misma empresa, Florencio del Valle, que es, además, uno de los líderes del "movimiento obrero" logroñés en los años puentes entre los dos siglos. No es estraño que la emigración fuera una de las salidas preferidas para superar los males. Sin embargo, o por ello, en esta mismas década triunfan en Madrid y en Valencia nuestros actores y entre ellos algunos de los miembros de la familia Uliverri a los que dedicamos esta página.

EULALIA ULIVERRI

Eulalia Uliverri en "La Leyenda Mora" - 1908

Eulalia, o Benigna, comienza sus actividades de canto y teatro en su ciudad natal siendo una niña. Ocupa los escenarios de Centros de Recreo locales, como "El Círculo Logroñés" en 1883, de la mano de Hipólito Rodríguez, y algunos años después actúa en beneficios de actores locales, como Inocente Ramírez (1889), y en beneficios por desastres naturales, como el de Almería y Consuegra, cuando estaba Sagasta de visita en la ciudad (1891).

Sus éxitos y triunfos en Logroño le abren el camino para trasladarse a la Corte.


Severo Uliverri en "Carceleras" en 1909

Severo Uliverri

Inicia la carrera eclesiástica en el Seminario Conciliar de Logroño por lo que no comienza su trabajo de actor hasta 1907, que lo hace, con el apoyo de su hermana Eullaia, en el Teatro Martín de Madrid.

Durante cinco años contiuados trabaja con su hermana en el local de Santa Brígida, compartiendo numerosas obras, así como los éxitos, tal como desarrollamos en los apartados de la columna derecha.

Al retirarse Eulalia a finales de noviembre de 1912, él continúa su carrera artística, y lo encontramos en el Teatro Moderno (o Zaporta) de Logroño, recién inaugurado, con la Compañía de Alarcón, interpretando La Verbena de la Paloma, La Fiesta de San Antón y Sangre y Arena, entre otras. Fue, según la prensa local, todo un éxito.

Eulalia debuta en el año del desastre, 1898, en el Príncipe Alfonso de Madrid, apadrinada por su paisana Lucrecia Arana, cuando ésta empezaba a ser famosa. A partir de aquí hace giras por toda España, con buen sueldo, en la Compañía de Valentín González, pasando en una de ellas por Logroño para triunfar en su tierra.


"La hermana Piedad"
Teatro Martín - Madrid. Eulalia Uliverri en "La hermana Piedad". Año 1910. Entre el Sr. Del Toro y Sr. Lorente.
Entre hermanos en El Martín

La vida artística de los hermanos Uliverri, Eullaia y Severo, se consagra en el Martín, al que "levantan" como local· de espectáculos con sus actuaciones, Las revistas madrileñas más acreditadas les dedican páginas y se ocupan de sus estrenos. Recogemos algunas imágenes de sus presentaciones, bien de Eulalia, con otros actores, o bien de Severo con su hermana actuando en las mismas funciones.

Entre las obras que alcanzaron más popularidad se han de citar la zarzuela "El aderezo de perlas", "La Virgen de Utrera" y "La noche de las flores" en 1909, "La hermana Piedad" de 1910 y "Jipijapa" de 1911.

Los hermanos Eullaia y Severo Uliverri en el "Martín" en 1910 en el "Clown Bebe"

Son muy alavadas algunas de las obras en que trabajan los dos hermanos juntos. Entre ellas siempre se destaca "La Leyenda mora", que se convirtió en una nueva forma de representación, según destacaron los críticos, y que hizo que progresivamente los espectadores retornaran al Martín.

Pero también alcanzaron éxito con el "Clown Bebé" (1910) de la que se ocupó la revista "Comedias y Comediantes", como ya lo habían hecho en otras ocasiones y con otras representaciones publicaciones tan acreditadas como "El arte de El Teatro" o "El Nuevo Mundo" .

Los coetáneos

Bonifacio Pinedo, actor cómico
Boni Pinedo
Moisés Iglesias
Moisés Iglesias
Cine en Logroño por primera vez:
 18 noviembre 1896
"Espectáculos trashumantes del nuevo siglo".

Se mostraron "fotografías en movimiento" en barracones de ferias y en "lugares inadecuados", con cierto éxito. La fama de peligrosos, y las tragedias que conllevaron, retrasaron la firmeza de las propuestas "cinematográficas" hasta los años diez, aunque se programaron demostraciones en Logroño, Haro, Calahorra,... antes de terminar el XIX. Y con el nuevo siglo, comienzan a realizar "negocios redondos" en San Bernabé o San Mateo en el Paseo de Los Reyes, o se convirtieron, con "picotero", en auxiliares o "Fin de Fiesta" de otros espectáculos en el Bretón en temporadas de funciones de distinto signo.